Tipo de búsqueda

Dale la vida que merece a tu celular

Alternativas Economía Education

Dale la vida que merece a tu celular

Unas 3,500 millones de personas tienen un smartphone, casi la mitad de la población mundial, y la cifra crece a diario. Construir cada equipo requiere elementos como el oro, el cobalto o el litio. El usuario promedio cambia de móvil cada dos años, lo que significa generación de residuos tóxicos y desperdicio de materias primas

Muchas personas gustan de renovar su smartphone por lo menos cada dos años. Sin embargo, el querer estar a la vanguardia con esta tecnología resulta muy caro, más que a tu bolsillo, al medio ambiente.

Antes de que lo estrenes, ya contaminó

¿Sabías que aproximadamente el 80% de la huella de carbono de cada dispositivo se produce tan solo en su fase de fabricación. La razón es por la minería, el refinado, transporte y ensamblaje de los elementos químicos que los conforman: hierro para los altavoces y micrófonos, aluminio y magnesio para marcos y pantallas; cobre, plata y oro para los circuitos eléctricos; grafito y litio para la batería, silicio para el procesador, y estaño y plomo para las soldaduras.

Casi todos los teléfonos también requieren 16 de los 17 metales conocidos como tierras raras: sustancias como el neodimio o el terbio, que no son tan escasas pero sí difíciles de aislar.

Materiales que intoxican ríos y suelos

Por si no lo sabías los smartphones generan más gases de efecto invernadero en comparación con otros dispositivos electrónicos. Aunque su huella de carbono no es tan alta como la del sector energético o de transporte, sus componentes contaminan la atmósfera y generan desechos que intoxican ríos y suelos.

Para las baterías de estos equipos, se derrochan enormes cantidades de agua para obtener el litio. Por su parte el el coltán, un mineral que contiene tántalo para los dispositivos electrónicos, por su valor, ha financiado conflictos armados en el Congo y Rwanda.

Lo que deba de vivir

Hay un problema adjunto, la mayoría de los móviles no son reparables. Por ello distintas organizaciones han criticado a los fabricantes por valerse de prácticas que impiden arreglar dispositivos o utilizar componentes universales. Las comercializadoras también tienen gran responsabilidad porque animan a que la gente a cambiar de modelo cuando todavía funcionan.

De acuerdo con The CIU, los mexicanos renuevan sus celulares cada 23.6 meses, es decir casi dos años cuando todavía funcionan bien.

Según un reporte de esta firma, para 2019 , el 29.7% de usuarios pasaban su dispositivo reemplazado a familiares o amigos cercanos. Sobre todo si es de gama alta. Por otro lado, el segundo comportamiento más común es guardar el dispositivo, con 28.6% de mexicanos haciéndolo.

¿Cuándo cambiar de celular?

Los expertos dicen que hay señales claras para hacer un cambio responsable de estos dispositivos y dejar de contaminar con su constante adquisición:

  • Cuando la batería ya no cargue o lo haga de manera deficiente
  • Cuando el hardware no merezca reparación alguna
  • Cuando el software o sistema operativo realmente esté obsoleto
  • Cuando las apps vayan lentas y la memoria del equipo no las soporte más
  • Cuando los jacks o puertos de audífonos o recarga estén averiados

TE PUEDE INTERESAR♦ Reciclaje, hazlo tu propósito de Año Nuevo

Tags: